Quistes Hepàticos: tratamiento y cura natural

Quistes Hepàticos: tratamiento y cura naturalUn quiste hepático es cualquier lesión del hígado, la cual forma una especie de saco elaborado por células y lleno en su interior de líquido. El tamaño puede variar desde milímetros (quistes simples), hasta otros mucho más grandes o complejos, los cuales tienen una sintomatología mayor.  Los quistes simples o muy pequeños no por lo general no presentan ningún síntoma, pero los mayores pueden manifestar los siguientes efectos:

Posibles síntomas (ya que estos pueden ser confundidos con síntomas de gastritis, colon irritable, lumbago, etc.)

  • Dolor abdominal en la parte superior derecha.
  • Saciedad precoz o baja inapetencia.
  • Náuseas.
  • Irritabilidad.
  • Cansancio físico excesivo.

Posibles causas de quistes hepáticos

—     Hay quistes que son provocados por un parásito como del género Echinococcus. E. granulosos (parásitos eliminados por las heces de los perros),la cual es una de las causas principales de en los quistes humanos el cual se contagia tocando el pelo de un perro contaminado o por agua o vegetales contaminados.

—     Causas congénitas: las cuales provocan una malformación congénita.

—     Baja del sistema inmune aunada a algún parasito.

—     La irritabilidad o el enojo contenido o constante, aunado a reclamos o resentimientos repetitivos, incluso si son silenciosos o disfrazados, son causas que propician la aparición de quistes en el hígado.

Los quistes simples deben tratarse para evitar que se agranden y compliquen, causando otros trastornos más severos como hemorragias intraquística.

Curación y tratamiento

Para curar el hígado de lesiones y quistes, se propone la intervención quirúrgica, aunque esta debiese ser el último recurso, dando la prioridad a la cura natural, la cual puede ser en verdad efectiva y ayudar a erradicar el problema.

Para iniciar o apoyar un tratamiento curativo, la dieta de depuración y nutrición hepática es básica y debe considerase como base primordial en la cura real de esta afección.

La dieta depurativa debe consistir en hacer un ayuno de uno o dos días a base de una sola fruta, la cual deberá consumirse solamente en estos días. La fruta a elegir deberá una que tenga propiedades depurativas, nutritivas, antioxidantes, desinflamantes y tonificantes como las uvas, la piña, la naranja o la papaya. Para iniciar la dieta se deberá escoger un dia donde no se tenga mucha actividad, sobre todo física, pues el ayuno debiese ser acompañado de momentos de relajación y reflexión para que el cuerpo pueda elaborar bien sus procesos de asimilación y eliminación.

Se deberá iniciar el día del ayuno tomando un vaso de agua tibia con medio limón exprimido, y luego tomar inmediatamente dos cucharadas de aceite de oliva extra-virgen. Esperar 20 minutos y luego entonces empezar a comer toda la fruta de aquella que se haya escogido. Durante el día, además de la fruta, se deben tomar dos litros de agua pura dosificada de la mañana a la noche. Dos vasos de agua deben ser sustituidos por la toma de infusión de cola de caballo o boldo, de preferencia tomarla a media mañana y en la noche.

Síntomas curativos

Si durante la dieta te duele un poco el estómago o la cabeza, si te da diarrea, estreñimiento, salpullido u otro síntoma menor no debes preocuparte pues se trata de un síntoma de curación, lo cual indica que el cuerpo esta removiendo toxinas. Una v4z que termines el o los días de dieta de ayuno, entonces reinicia para el siguiente día tomando el agua tibia con limón, las cucharadas de aceite de oliva extravirgen.

En el desayuno, tu primer alimento durante tu curación deberá ser papaya o piña. El resto de la dieta debe consistir en la toma de vegetales al vapor, cereales y pan integral, sopas y caldos de vegetales, jugos de frutas y verduras, evitando combinar unas con otras. Los complementos nutricionales que debes incluir en tu dieta de nutrición hepática son las naranjas, la linaza, la levadura de cerveza, el amaranto y la clorofila, una cucharada al dia disuelta en un vaso de agua.

Actitudes curativas de quistes hepáticos

—     La dieta debe estar acompañada de una nueva rutina de ejercitación la cual permitirá que los órganos se tonifiquen y los nutrientes y oxigeno circulen apropiadamente.

—     Además de esto, sin duda deberás trabajar el aspecto emocional. Las emociones no entendidas o muy controladas crean ambientes interiores como la tensión, circulación sanguínea deficiente, exceso de presión, baja del sistema inmune (lo que provoca contagios y propensión a incubar parásitos), bloqueo de las principales funciones de los sistemas, etc. La ira es una de las emociones que mas afecta al hígado y lo vuelve débil.

—     La higiene es otra cosa que debes considerar para evitar contagios de parásitos.

Algunas terapias alternativas que te pueden ayudar a sanar son: reflexologia, sesion de masaje de bioenergia, respiración abdominal, practicas de yoga y respiración, acupuntura, etc.

Si deseas saber más acerca de la cura del hígado por medios naturales y un enfoque de la Medicina Oriental China, te recomiendo sigas este enlace de nuestra página de salud natural:

http://www.biomanantial.com/cura-higado-depuracion-medicina-china-a-2318-es.html

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (13 votes, average: 3,62 out of 5)
Loading...
19 Comentarios
  1. julio 28, 2012
  2. abril 9, 2013
  3. agosto 18, 2013
  4. octubre 10, 2013
    • febrero 12, 2014
  5. noviembre 27, 2013
    • febrero 12, 2014
  6. febrero 11, 2014
    • febrero 12, 2014
    • noviembre 2, 2016
  7. mayo 21, 2014
  8. septiembre 25, 2014
  9. enero 16, 2015
  10. enero 26, 2015
  11. febrero 7, 2015
  12. octubre 23, 2015
  13. junio 10, 2016
  14. agosto 17, 2016
  15. noviembre 6, 2016

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR