7 Hábitos saludables que no conocías: dormir desnudo, tomar el sol…

Cuando hablamos de salud y de los hábitos saludables que nos ayudan a mantenernos sanos siempre nos viene a la mente el ejercicio, una dieta sana, beber agua… Pero hay otros hábitos que saludables que pueden contribuir a una mejor calidad de vida y no estamos al tanto de ellos. Quizás incluso hasta los encontremos extraños…

7 Hábitos saludables que No ConociasExisten pequeños cambios que podemos realizar en nuestra vida cotidiana que pueden favorecer un mejor estado de salud y también una buena calidad de vida.

 7 HÁBITOS SALUDABLES QUE PUEDE QUE NO CONOZCAS:

1 Dormir desnudo

Algunas personas tienen la costumbre de dormir con un camisón, otros, prefieren estar bien abrigados y recurren a cálidas pijamas, medias térmicas, entre otras, pero según expertos, dormir sin ropa, es la opción más saludable siempre que no haya demasiado frío.

Estos beneficios se deben a que para nuestro cuerpo es más fácil regular la temperatura cuando dormimos desnudos, lo que favorece un sueño más profundo y reparador. Por otro lado, dormir sin ropa puede ayudar a estimular nuestro metabolismo ayudándonos a mantener un peso saludable.

2 Cantar en la ducha

Muchos de nosotros hemos cantado alguna vez en la ducha, sin embargo, no siempre hemos sido conscientes de los beneficios que esto nos aporta.

Según un estudio realizado en Londres, cantar en la ducha nos aporta beneficios físicos y psicológicos. Es una práctica que nos ayuda a reducir el estrés, mejora nuestra autoestima, y puede ayudarnos a estimular nuestro sistema inmunológico.

3 Mejora tu postura

Estar sentados en una posición incómoda, encorvarnos o llevar nuestro peso hacia atrás puede causar lesiones en nuestra espalda y cuello, o incluso otros padecimientos como dolor de pies, rodillas y dolores de cabeza.

Mejorar nuestra postura puede ayudarnos a evitar todos estos problemas e incluso lesiones, una rutina de ejercicio para fortalecer los músculos de nuestra espalda es una buena idea, tratar de corregir nuestra postura al notar que estamos encorvados y emplear almohadas especializadas.

Practicar natación, o yoga pueden ser excelentes opciones para mejorar nuestra postura progresivamente, si estas opciones no funcionan, hay otras opciones como el uso de fajas correctoras.

4 Respira correctamente

La respiración es una función que realizamos de forma automática, es decir, no estamos conscientes de ella, sin embargo, es muy posible que no estemos respirando de la forma adecuada.

Algunos factores como las malas posturas, el estrés, sedentarismo y la ansiedad pueden provocar que nuestra respiración sea incorrecta, provocando que mantengamos nuestro abdomen tenso, y desaprovechemos nuestra capacidad pulmonar.

La respiración correcta nos ayuda a mejorar la oxigenación del organismo y por lo tanto, nuestro metabolismo y salud. Es recomendable poner en  práctica algunos ejercicios de respiración diarios para favorecer la relajación y la oxigenación de nuestro cuerpo.

5 Toma Baños de Sol

Mientras que el sol en exceso y sin protección es poco aconsejable para nuestra piel, tomar baños de sol en las condiciones adecuadas es uno de estos hábitos saludables poco conocidos. 
Exponerse al sol de forma controlada nos puede ayudar a relajarnos y a estimular la producción de vitamina D. Además, los baños de sol nos ayudan a fortalecer nuestro sistema inmunológico y puede ayuda a mejorar ciertas condiciones de la piel tales como la psoriasis.

Para tomar baños de sol es aconsejable evitar las horas del día con mayor intensidad de luz solar, como es al mediodía, además se recomienda empezar por baños de sol cortos de no más de 15 minutos, podemos ir aumentando progresivamente un par de minutos pero nunca es recomendable tomar el sol por más de 50 minutos. Protege los ojos con gafas de sol apropiadas y no olvides proteger su rostro.

6 Espera para cepillar tus dientes

Es muy habitual que después de comer queramos lavar nuestros dientes, pues, queremos eliminar el mal olor y mantener una boca sana, pero cepillar tus dientes inmediatamente después de comer puede ser poco recomendable.

Algunos alimentos pueden provocar que el esmalte de los dientes se debilite o ablande y al cepillarlos de inmediato contribuye a un mayor desgaste de los mismos, es por ello que la recomendación es esperar entre 30 minutos a una hora después de comer para cepillar nuestros dientes.

7 Pasa tiempo en tu jardín

Nunca subestimes los beneficios de un pasatiempo tan común como lo es la jardinería, de hecho, estudios han encontrado una relación entre la práctica de este pasatiempo y una mejor calidad de vida. Estar en contacto con la naturaleza es uno de los hábitos saludables más gratificantes.

Plantar en casa y mantener un jardín abundante nos ayuda a disipar el estrés, relajar nuestra mente, y además puede reducir el riesgo a padecer enfermedades como la diabetes.

Cultivar un huerto o poner en práctica una actividad como la jardinería en el exterior nos puede ayudar a tener huesos más sanos, no sólo por el tipo de actividad, sino que también, al estar expuestos bajo los rayos del sol producimos vitamina D, pero no olvides, utilizar protección solar en caso de que pases demasiado tiempo expuesto al sol.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…
10 Comentarios
  1. Enero 2, 2017
    • Enero 22, 2017
  2. Enero 5, 2017
    • Enero 22, 2017
  3. Enero 5, 2017
    • Enero 22, 2017
  4. Enero 17, 2017
    • Enero 22, 2017
  5. Enero 18, 2017
    • Enero 22, 2017

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR