¡Ánimo!, combate la fatiga

¡Ánimo!, que todavía hay cosas que hacer… ¿Cuántas veces no hemos tratado de motic¡varnos a hacer cosas pero nos sentimos por otro lado sin ganas, cansados, y verdaderamente perezosos?

La fatiga tiene que ver con muchas cuestiones, entre las cuales encontramos una deficiencia en la alimentación sobre todo de hierro y fósforo. Es recomendable incluir alimentos que contengan dichos minerales, además de agregar en la dieta mucha vitamina E y Caumentar el consumo de proteína. Incluya leche de cabra en su dieta, pescados y aceite de soja. El Dr. Bernard, Jensen recomienda, además, utilizar la tabla inclinada, de manera que los nutrientes circulen favorablemente por todo el organismo.

Si en verdad se siente muy decaído, es necesario consultar su nivel de estrés y preocupación. El sistema nervioso en actividad de constante defensiva propicia un desgaste que a la larga tan sólo produce fatiga y una especie de depresión que puede traducirse en sueño o depresión, incluso un humor agrio o iracundo. Practique ejercicios de respiración y revise de vez en cuando lo que está pensando, pues muchas veces los pensamientos no positivos someten al cuerpo a un nivel de estrés y preocupación innecesarios. Opte por leer cosas agradables, ver en la tv programas que le cultiven en lugar de que le preocupen o pongan de enfado.  Mantenga un pensamiento confiado y positivo, y sobre todo eduque a su mente a no jalarle siempre al peor lado de las cosas.

Procure además los baños solares y practique una actividad temprano en la mañana que vigorice y estimule la circulación, como la caminata, la natación, el baile, el yoga, el taichí, etcétera.
Por las tardes, dese un tiempo para tomar un té de hierbas contra la fatiga, como lo son el ginseng, el pimiento, el gotu kola o el te de linaza. Si se le antoja un jugo que le de vitalidad, mezcle un poco de leche de soja con almendras, un plátano o un mango.  Evite, por otro lado, el consumo de azúcar blanca para aumentar su energía. Lo que produce el azúcar blanca es un aumento de energía instantáneo, más cuando este pasa, la depresión se agravará y además habrá irritado más su sistema nervioso y otros órganos importantes. Prefiera la miel de abeja, la melaza o el azúcar mascabado. Por las noches, procure dormir a la misma hora y coma una manzana nada más, sin cenar fuerte,  de manera que su cuerpo pueda descansar profundamente y recuperarse para el otro día.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
2 Comentarios
  1. marzo 11, 2015
  2. octubre 12, 2015

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR